El parto vaginal después de una cesárea

Actualmente la tasa de cesáreas en Reino Unido y España se sitúa alrededor del 25%. No obstante, esta tasa varia mucho dependiendo del hospital y de si el hospital pertenece al sector público o privado. Los partos vaginales después de una cesárea (PVDC) deberían ser ofrecidos a todas las mujeres y se debería hablar durante el embarazo de todas las ventajas y desventajas que este conlleva .

Recuerda que esto solo es una guía y que es importante que se valore cada caso de manera individual y personalizado y que consultes siempre con tu ginecólogo/a .

CUIDADOS DE LA MUJER CON UN PVDC

Una cesárea previa implica que la mujer posee una cicatriz en el útero y que por tanto al no estar “intacto” se debe de cuidar de manera especial durante el parto. Con el fin de minimizar los riesgo de rotura uterina el parto debe intervenirse lo mínimo posible e intentar normalizarlo lo máximo posible.. Esto incluiría evitar inducciones, favorecer la libertad de tiempo y movimiento, intimidad, empoderamiento…

NICE (2019) recomienda que no se debería poner una via intravenosa de manera rutinaria a todas las mujeres que han tenido una cesárea anterior. Cada caso se debe de valorar individualmente.

FACTORES A TENER EN CUENTA

A la hora de decidir es importante que tu y tu ginecolog@ tengáis en cuenta diferentes factores para ayudarte así a tomar una decisión. Por ejemplo:

-Por que motivos tuviste la cesárea anterior.

– Has tenido un parto vaginal anterior.

-Si tuviste complicaciones durante la recuperación de tu cesárea.

-Como te sientes con respecto a tu último parto (tanto físicamente como emocionalmente).

-¿Tu embarazo actual ha sido de bajo riesgo? ¿Existe alguna complicación?

-¿Cuantos bebés te gustaría tener en el futuro? Los riesgos de una cesárea incrementan cuantas más cesáreas hayas tenido. Si tu objetivo es tener más bebés puede que sea recomendable evitar otra cesárea.

¿QUÉ POSIBILIDADES HAY QUE PUEDA TENER UN PVDC?

Actualmente se sabe que la tasa de éxito de un PVDC es de alrededor del 72-75%. . Existen factores que hacen que aumenten las posibilidades de que tengas un parto vaginal:

-El hecho que hayas tenido un parto vaginal anterior aumenta las posibilidades de éxito entre un 85-90%.

-Si el parto se desarrolla de manera natural, sin inducciones ni intervenciones.

-Tu Índice de Masa Corporal (IMC) es menor de 30

¿QUÉ RIESGOS EXISTEN ?

Según el Royal college of Obstetricians and Gynaecologist(RCOG) el riesgo de rotura uterina es de alrededor del 0.5% o lo que es lo mismo 1 en 200 mujeres, pero este porcentaje aumenta cuando hay intervenciones como inducciones, uso de oxitocina… El hecho que hayas tenido un periodo de partos superior o igual a 18 meses así como el hecho de haber tenido un parto vaginal previo son factores que han demostrado reducir el riesgo de rotura del útero.

También existe la posibilidad (alrededor del 25%) que necesites una cesárea de emergencia. También puede que tengas un parto vaginal instrumental (Forceps o Ventosa).

ENTONCES,¿ ES MEJOR EVITAR EL PARTO Y TENER OTRA CESAREA?

La respuesta es NO. Según el RCOG el riesgo de morbilidad perinatal relacionado con el parto en caso de un PVDC es extremadamente bajo. De hecho, si eres una mujer que no tienes ningún otro factor de riesgo y no has tenido ningún problema durante el embarazo intentar un PVDC sería tu opción mas segura.

Recuerda que una cesárea es una operación mayor y está asociada a un mayor tiempo de recuperación, tiene un impacto en embarazos posteriores (como placenta acreta y mayor riesgo de adhesiones uterinas) y aumenta el riesgo de problemas respiratorios en el recién nacido (4-5% en caso de cesárea programada frente 2-3% en caso de PVDC).

Y SI HE TENIDO DOS CESÁREAS ANTERIORES, ¿PUEDO TENER UN PARTO VAGINAL?

Dependerá de tu hospital y de tu equipo médico. Cada hospital tiene distintos protocolos. Factores que dependerán serán por ejemplo que haya pasado mínimo un año desde la cesárea anterior y de cuantos centímetros has dilatado en tus partos anteriores. El hecho de haber tenido dos cesáreas anteriores aumenta ligeramente el riesgo de rotura uterina a 1.36%.

Cada caso se tiene que valorar individualmente con tu ginecolog@. Pero queremos hacerte llegar el mensaje que un parto vaginal después de una cesárea es una opción totalmente segura y posible. Todas las mujeres deberían de tener esta conversación en el embarazo con un ginecólogo y valorar que es mejor para cada mujer.

Tanto un parto vaginal como una cesárea son dos opciones seguras, pero es importante que elijas cual es tu mejor opción dependiendo de tus preferencias, historia clínica y planes de futuros embarazos.

Esperemos que os haya gustado nuestra entrada! No olvidéis seguirnos en nuestro Instagram @baby.mama.matronas.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: