Aromaterapia durante el embarazo, parto y postparto

Aprovechando que hice un curso de aromaterapia en mi hospital hace poquito, nos gustaría hablaros sobre esta terapia. Empecemos!

La aromaterapia es una terapia alternativa natural que utiliza concentraciones elevadas de aceites esenciales de plantas extraídas de flores, tallos, raíces y hojas con un fin terapéutico.

Los constituyentes químicos de los aceites esenciales actúan a nivel físico y a nivel psíquico a través del sistema límbico del cerebro mediante el olfato.

Beneficios

Algunos beneficios de la aromaterapia durante el embarazo, parto y postparto son:

  • Ayuda a la relajación y el bienestar
  • Mejora el malestar físico y mental durante el embarazo, parto y postparto
  • Facilita un parto fisiológico
  • Alivia el dolor y facilita la acción uterina (contracciones) durante el parto
  • Reduce intervenciones durante el parto

Cuando utilizar aromaterapia?

  • En situaciones de estrés, tensión, miedo e insomnio durante el embarazo parto y puerperio
  • Malestar durante el embarazo por ejemplo: dolor de espalda, nausea, edema, estreñimiento.
  • Dolor durante el parto
  • Para ayudar a reiniciar las contracciones durante el parto
  • Para inducir el parto en embarazos post-término
  • Casos de retención placentaria
  • Problemas de lactancia
  • Ayuda en casos de depresión postparto

Contraindicaciones de la aromaterapia

No todas las mujeres embarazadas pueden recibir aromaterapia, en algunos casos hay que ser muy cautos ya que puede empeorar el estado de salud de la gestante. A continuación veremos las contraindicaciones:

  • Epilepsia
  • Enfermedades graves de corazón, renales, hepáticas u otras enfermedades significantes
  • Diabetes insulino-dependiente o diabetes gestacional
  • Asma severo u otras enfermedades respiratorias
  • Anemia patológica o enfermedades hematológicas
  • Madres que están en tratamiento anticoagulante, o con diagnóstico de trombosis venosa profunda
  • Infecciones o fiebre.
  • Madres con VIH
  • Embarazos múltiples
  • Embarazos donde el bebé no está en posición cefálica
  • Hemorragia pre parto o placenta previa
  • Pre eclampsia o tensión alta
  • Embarazo prematuro, o riesgo de embarazo prematuro
  • A los 30-60 minutos a posteriori de empezar una inducción al parto

Estos serían casos donde está completamente contraindicado. Si tienes una de las contraindicaciones nombradas en la lista anterior, pero no es grave o está bien controlada por un profesional, consulta con tu matron@ especialista en aromaterapia para que te dé una visión más personalizada.

También es importante saber que hay que ser cuidadosos en las siguientes ocasiones: si tenemos epidural puesta habría que evitar aceites esenciales que bajan la presión arterial como lavanda, Ylang-Ylang o salvia romana. Más adelante veremos para que sirven estos aceites esenciales. También se debería evitar la salvia romana si nos están induciendo el parto con oxytocina o  durante una hora si nos rompen la bolsa amniótica o si se utilizan prostaglandinas (hormonas para inducir al parto). También se recomienda no utilizar aceites esenciales dentro de la piscina de parto ya que está completamente contraindicado el uso de aceites esenciales en neonatos.

GUIA DE DOSIS

Por lo general se recomienda como aceite portador el aceite de semillas de uva ya que es inodoro y no irrita la piel. Usando como máximo 3 aceites esenciales por cada mezcla seria suficiente. Las concentraciones de la mezcla van a variar dependiendo del fin. Durante el embarazo se recomienda una concentración del 1%. Durante el parto y en el periodo postnatal seria del 2% y para embarazos post término seria del 3% (se recomienda que solo personal cualificado haga esta mezcla). Mira la tabla inferior para saber la cantidad de gotas de aceite esencial que habría que añadir a la mezcla dependiendo de la concentración.

 5 mls de aceite portador10 mls de aceite portador 
1%1 gota2 gotas
2%2 gotas4 gotas
3%3 gotas6 gotas

A continuación veremos los principales aceites esenciales (por supuesto hay muchos más!) y sus principales indicaciones:

Bergamota: tiene efectos relajantes, calma la ansiedad, mitiga el miedo y el agotamiento.

Salvia romana: propicia el inicio de parto, aumenta y fortalece las contracciones durante el parto (no usar antes de las 40 semanas)No se recomienda su uso si se está usando óxido nitroso (gas de la risa)

Jazmín: funciona de forma similar a la salvia romana. También tiene poderes analgésicos.

Incienso: tiene cualidades calmantes y tranquilizantes. Ayuda a destensar.

Menta piperita: Ayuda a la indigestión, y las nausea y vómitos al inicio del embarazo y durante el parto. Es también analgésico.

Lavanda: nos ayuda a relajarnos y es analgésico. También ayuda a la cicatrización y a reducir la inflamación.

Pimienta negra: tiene propiedades analgésicas. Hay que vigilar al aplicarlo en la piel ya que puede causar irritación.

Aceite esencial de Lavanda. Uno de los más utilizados en nuestro Birth Centre

MEZCLAS

Unos ejemplos de cómo se podrían mezclar los aceites esenciales para diferentes fines lo podéis ver a continuación:

  • Para embarazo post término, a partir de las 40 semanas podeis mezclar 6 gotas de bergamota, 2 de salvia romana y 3 de jazmín en 20 mililitros de aceite portador. Con esta solución (que esta hecha al 3%-consultad el cuadro de más arriba) podéis daros masajes vosotras mismas o vuestra pareja, en la zona sacra o bien brazos y piernas (siempre evitando la zona abdominal). Si no os gusta el aroma de estos tres aceites esenciales combinados, podéis probar bergamota, salvia romana y menta peperita en la misma concentración.
  • Para ayudar con el dolor de parto podéis probar en una concentración del 2%, 1 gota de pimienta negra, 2 gotas de lavanda y 3 gotas de bergamota. Otra combinación sería 1 gota de pimienta negra, 2 de incienso y 3 de bergamota. Mezclado en 15mls de aceite portador. También aplicar como masaje en la zona sacra, hombros o pies.
  • Para la etapa de transición o en momentos de pánico o miedo, se pueden utilizar dos gotas de incienso y ponerlas en la palma de la mano de la mujer o en un pañuelo para que se inhale.
  • Para la tristeza postparto o depresión postparto aplicado como masaje en todo el cuerpo o en la bañera podemos mezclar (2%) 2 gotas de bergamota y 2 gotas de incienso (en 10mls de aceite portador) Tambien la mezcla con bermagota y lavanda es muy calmante.
  • Para ayudar a la cicatrización del perineo después de un desgarro o episiótomia los baños de asiento con lavanda són una muy buena opción. Para una concentración al 2% (que es la recomendada durante el postparto) pondríamos 2 gotas de lavanda en 5 mls de aceite portador y añadir a 1 litro de agua tíbia.

Usad la guía de concentraciones que os hemos dado para usar las combinaciones que más os gusten y para conseguir los fines que deseéis.

Espero que os haya gustado nuestra publicación! No te olvides de seguirnos en nuestro Instagram @baby.mama.matronas para estar actualizada sobre la maternidad!

REFERENCIAS

Aromatherapy in midwifery practice (A manual for clinical practice) 5th edition 2018 writtten for Expectancy by Denise Tran

Aromaterapia, remedios a través del aroma. Guía fácil. Denise Whichello Brown. Editorial Amat, Barcelona 2005.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: